16 ago. 2016

Crucero con Royal Caribbean

Nota antes de empezar: Nuestra experiencia ha sido con Royal Caribbean. Si alguien lo ha hecho recientemente con Costa Cruceros le agradecería muchísimo que me contara si hay diferencias (jguarchg@gmail.com) para añadirlo también al post. Edito el 02/09/16: Mi amiga Montse ha vuelto de su crucero con MSC, similar al nuestro en cuanto a duración y recorrido, y no hay muchas diferencias en restaurantes, turnos de cena, piscinas, tumbonas, hora para embarcar, bebidas, etc. Lo que sí es distinto es que todo lo dicen en varios idiomas (en Royal Caribbean sólo en inglés y, sólo a veces, también en español). Sin embargo ella sí ha vuelto con ganas de repetir: está claro que influye mucho el gusto de cada persona.

Tras mucho mirar y comparar por internet... estábamos cada vez más liados. Así que fuimos al Corte Inglés y lo contratamos allí: el precio era similar al que habíamos visto por internet. Lo que sí teníamos claro es que queríamos que fuera con Royan Caribbean, porque era la compañía de la que mejor nos habían hablado.

crucero Royal Caribbean

El precio total fue de 3.860 € por nosotros tres, 8 días/7 noches, en camarote exterior. Por Daniel sólo nos cobraron el billete de avión y las tasas, y podríamos haber llevado otro acompañante (de cualquier edad) en las mismas condiciones: duermen el sofá-cama.

En cuanto al itinerario: En el folleto de El Corte Inglés figuraba una escala más y un único día de navegación. Nos dimos cuenta del cambio (dos días de navegación: el tercero y el séptimo) una vez contratado el viaje. Os lo digo para que os fijéis bien y no os llevéis la sorpresa como nosotros. A nosotros los días de navegación nos parecieron días perdidos.


Cosas que conviene saber antes de hacer el crucero:
  • Bebidas: Todos los cruceros incluyen en el precio agua muy buena (sabe como la de Madrid), agua coloreada con un ligero sabor, leche, cafés, infusiones y además zumo de naranja durante el desayuno. Lo que no incluyen es Coca-cola, Fanta, cocktails, etc. Estas bebidas no incluidas pueden pagarse individualmente (por ejemplo comprar una Fanta suelta: 3 $) o bien contratar algún paquete de bebidas para todo el crucero (en plan "bufet libre", desde 59 $ por persona al día). A nosotros no nos compensó coger ningún paquete, nos bastaba con las incluidas.
  • Comidas: Hay un restaurante buffet abierto a todas horas, sin mesas asignadas. Y un restaurante para la cena donde te dan a elegir entre varios entrantes, platos principales y postres, con un turno asignado (18:30 ó 21:00) y mesa asignada. La comida de este restaurante es de mejor calidad que la del restaurante buffet. No nos dejaron elegir turno (nos lo asignaron sin más) y nos tocó el de las 18:30, que para nosotros es la hora de la merienda. La tercera y la sexta noche hubo "cena formal" (o cena de gala), que resultaron ser iguales que las demás, sólo que la gente iba vestida como para una boda. Nosotros habíamos decidido no llevar "ropa de boda" por una parte porque nos parecía absurdo, y por otra parte por la historia de cargar con ese tipo de ropa en un viaje, así que fuimos con ropa normal (Julián vaqueros negros y camisa, Daniel bermudas y polo, yo camiseta blanca y pantalones largos) y pudimos pasar sin problema (nuestro plan B era cenar en el resturante buffet). Además hay un par de restaurantes de pago. Y si lo deseas puedes llevarte comida a la habitación o puedes pedir que te la lleven. Arriba fotos del buffet, abajo fotos de los platos restaurante de la cena:

  • Internet: Lo puedes contratar por tu cuenta en el barco desde cualquier terminal (portátil, tablet, smartphone...). Simplemente seleccionas la red y te das de alta en la tarifa que elijas. Lo cargan a la cuenta de la habitación. Nosotros cogimos un paquete de wifi rápido (surf + stream, aún así era muy lento) para todo el crucero (7 días/8 noches) por 125,93 $, Era el de paquete de un sólo dispositivo: se puede usar en diferentes terminales pero no de forma simultánea, por ejemplo te conectas al wifi en el portátil y cuando desconectas te puedes conectar en el smartphone. Si contratas el de dos dispositivos es casi el doble.
  • Mareos: El movimiento del barco se nota un poco, a veces más y a veces menos. Por una parte hay una vibración a través de la silla, cama o tumbona cuando estás sentado o tumbado, y por otra parte hay un poco de bamboleo. Es una sensación rara, pero no necesariamene desagradable: a Daniel y a mí no nos molestaba. Pero Julián, que se marea incluso en coche (a menos que conduzca él), estaba un poco paranoico, así que aunque nunca se mareó si se tomó alguna Biodramina por si acaso.
  • Pagos: Se puede elegir pagar con tarjeta o en metálico. Tanto en un caso como en el otro el pago no se hace efectivo hasta el final del crucero (excepto si superas los 500 € en metálico, que hay que pagar y empezar de cero). Nosotros elegimos pagar con tarjeta.
  • Excursiones: Hay un montón en inglés y una en español para cada destino. Son caras, las "españolas" iban desde 69 $ por adulto (53 $ por niño hasta 12 años) hasta 105 $ por adulto (78 $ por niño), a lo que hay que añadir el 18 % de "propina" (obligatoria). Contratamos la excursión a Kusadasi, que incluía una comida turca, por 360 $ los tres (Daniel ya cuenta como adulto, snif). En la web "Shore2shore" se pueden contratar excursiones a mejor precio, pero sólo para determinados cruceros (el nuestro no estaba).
  • Enchufes: No es necesario llevar adaptador, hay enchufes como los de España.
  • Baño: Hay secador de pelo en los camarotes. No había gel de ducha ni champú pero lo pedimos y nos dieron varios botecitos (gratis) sin problema.
  • Idioma: Muchos empleados del crucero hablan español, pero no todos. Lo que sí hablan todos es inglés. Los avisos por megafonía son inglés y, a veces, los repiten en español.
  • Actividades en el barco: Hay una piscina (sin toboganes ni ná) con 4 jacuzzis, totalmente insuficiente para los casi 2000 huéspedes. El spa en realidad es otra piscina, sólo que cubierta, con dos jacuzzis; los tratamientos son de pago y muy caros. En el teatro hacen actuaciones casi todas las noches, sobre todo música (no hay que pagar nada adicional). Hay un gimnasio con bicis estáticas, cintas para correr o caminar, elípticas, pesas, etc. (también inlcuido en el precio) Hay tres mesas de pin pong. Un casino (=sala llena de tragaperras). Y una pantalla de cine junto a la piscina en la que proyectan películas en inglés durante la noche. A veces hacían actividades como elegir al hombre más sexi del crucero o enseñar a bailar salsa. En la tele sólo hay un canal en español, es de noticias que se repiten en bucle; hay otros canales en inglés, francés, italiano, etc, pero ninguno muy interesante: acabábamos viendo los juegos olímpicos en inglés (pura desesperación). La foto a continuación la hicimos en la escala a Mikonos, aprovechando que la gente había desembarcado y las zonas comunes estaban casi vacías:
  • Información: Cada noche en la cena (... merienda) el camarero te informa de cosillas de interés para el día siguiente, como los horarios del desayuno, la hora de llegada al puerto, etc. Además cada noche dejan sobre la cama un folleto en inglés o en español (como uno elija) con toda esa información y más sobre el día siguiente.
Día 1: El avión salía a las 8:00. Era un vuelo chárter (no se puede hacer check-in online) por lo que nos dijeron que debíamos llegar al menos con dos horas de antelación. Llegamos a las 6:00 y éramos los primeros... no habría pasado nada por llegar más tarde. El vuelo era exclusivamente para los que íbamos al crucero de Royal Caribbean.

Inciso: me mareé con desmayo y vómito a lo niña del exorcista incluido. Fue la azafata quien vio que estaba desmayada: Julián estaba en modo zhen y Daniel dormía en mis rodillas.

Fue un encanto. Me contó que después de 15 años volando, ella se había mareado hacía poco en otro vuelo chárter, y es que la presurización de estos aviones (pequeños) es peor y se puede sufrir "mal de altura". Veía lucecitas parpadeantes como en los dibujos animados y me sentía flojísima... fue horrible, argh.

Llegamos a las 10:30 a Venecia. Entre recoger la maleta facturada, tomar el autobús de Royal Caribbean al barco y embarcar (hay que hacer una larga cola para recoger las tarjetas) se va muchísimo tiempo: entramos al barco sobre las 13:00.
Fuimos a nuestro camarote, comimos, dimos una vuelta por el barco para ver el gimnasio, el spa, la cubierta... y luego asistimos a una charla que dieron en español para contarnos cosas sobre el crucero, como el tema de las propinas y dónde contratar las excursiones. A continuación tuvimos que participar (todos) en un simulacro de evacuación. Y después el barco zarpó (a las 17:00). Total, que no hay tiempo para visitar Venecia en condiciones, una pena.

Día 2: Dubrovnik (Croacia). La moneda es la "kuna croata" pero en casi todos sitios aceptan euros: dividen el importe en kunas entre 7. Así que nosotros no cambiamos moneda. Por el traslado en taxi del puerto al centro de la ciudad se paga una tarifa de 13 € (en euros y en metálico). El interior de la ciudad (lo que está dentro de la muralla) no es muy grande y es totalmente turístico. No tardamos mucho en recorrerla varias veces, así que volvimos pronto al barco y pudimos estar un rato de la piscina aprovechando que había poca gente.


Por la noche fuimos a ver un musical sobre Broadway (con canciones de Cats, Chicago, etc.) al teatro del barco.

Día 3: Navegación. Cambiamos de franja horaria: añadimos una hora al reloj (traducción: hay que madrugar más, argh). Las instalaciones, especialmente la piscina y los restaurantes, se quedan pequeñas para los casi 2.000 huéspedes del barco. No había ni tumbonas libres, así que acabamos metidos en camarote, donde al menos podíamos sentarnos y tumbarnos. Por la noche en el teatro hubo un concierto con canciones de Abba.

Día 4: Kudasai (Turquía) ¡Asia! Nuestra primera vez (y espero que no última) en Asia. La moneda es la "lira turca", pero se puede pagar en euros dividiendo aproximadamente entre 3,3. Tampoco cambiamos moneda. La excursión que habíamos contratado salió a las 9:45. Fuimos en autobús a visitar la reconstrucción de la supuesta casa donde vivió la virgen María, a nosotros que somos ateos ni fu ni fa, pero durante el viaje el guía (turco descendiente de los judíos sefardíes expulsados en 1492 de España) nos fue contando cosas muy interesantes sobre Turquía. Luego fuimos a visitar las ruinas de Éfeso.


Después como quien no quiere la cosa nos llevó a una tienda de chaquetas de cuero de oveja, donde supuestamente el valor real de las más baratillas era de unos 1.500 $ pero como la cosa está muy mala y éramos muy majos nos las dejaban a mitad de precio (una ganga, vamos... ejem). A continuación a un buffet de un garito de Royal Caribbean con comida regulera y esto fue una gran decepción para nosotros que esperábamos comer en un verdadero restaurante turco. Y por último a una tienda de alfombras turcas, y aquí amigos es donde caí.


A mí que nunca me han llamado la atención las alfombras, ni turcas ni españolas. Yo que no entendía la pasta que se dejaba la gente que iba a Turquía en una alfombra. Que a punto estuve de ni entrar en la tienda. Me dejé 2.500 euracos en una alfombra turca de seda en tonos azules y dorados tejida a mano durante 2 años (o eso nos dijeron... vete a saber). Daniel y yo nos enamoramos de ella ¡era tan bonita y tan suave! según desde dónde la mirabas se veía más clara o más oscura Julián estaba muy cabreado y no quería ni oir hablar de comprarla, creo que hacía el cálculo en impresiones comestibles. Pero esto resultó una suerte porque éramos como el poli bueno y el poli malo, y es que al principio nos pedían por ella 5.500 $. Claro que el hecho de que bajaran a 2.500 € me hace dudar de todo, la verdad...habrá a quien se la cuelen por el doble y lo mismo habrá a quien se la vendan por la mitad. En unas 8 semanas llegará a casa (se encargan de enviarla y de pagar la aduana) y espero hacerle fotos que le hagan justicia para que veáis lo "bonica" que es. Julián, para desahogarse, se compró una chaqueta de cuero igual que las que habíamos visto pero por 220 €; empezaron pidiéndole 350 € pero ya sabiéndonos la historia hice yo de poli malo.

Día 5: Mikonos (Grecia). El barco no atracó en el puerto, sino que había que tomar lanchas para bajar a tierra. Las lanchas las pone Royal Caribbean, sin coste adicional. A Julián le daba miedo marearse así que no bajó, snif. Fuimos sólo Daniel y yo. No hay mucho que ver allí mismo (calles llenas de tiendas blancas y azules) y no queríamos coger un bote a Delos para ver las ruinas, así que paseamos por sus calles durante aproximadamente una hora y luego volvimos al barco.


Lo bueno es que por primera vez pudimos meternos en uno de los jacuzzis del barco, que sólo se quedan libres cuando la gente baja a tierra.

Día 6: Katakolon (Grecia). Un poco como Mikonos en el sentido de que allí mismo hay poco que ver, en este caso tres calles paralelas con tiendas y terrazas. Desplazarse hasta las ruinas de Olimpia (cuna de los juegos Olímpicos) lleva unos 45 minutos en coche (otros 45 minutos de vuelta), había una cola tremenda para coger taxi, llegamos a puerto a las 10:30 y había que estar embarcados a las 16:30. Así que de nuevo volvimos pronto al barco y aprovechamos para disfrutar del jacuzzi y la piscina. De 21:30 a 22:15 vimos un musical de los 70 en el teatro del barco.



Día 7: Navegación, es decir, día en el camarote viendo las Olimpiadas porque la piscina, los jacuzzis y las tumbonas están petados. Volvemos a nuestra franja horaria: quitamos una hora al reloj.

Día 8: Venecia. A las 8:00 sale nuestro autobús (de Royal Caribbean) al aeropuerto. Nuestro vuelo sale a las 11:30 y llegamos a Madrid dos horas y cuarto después.

Conclusiones:
Nos alegramos de haber hecho este crucero porque queríamos tener esta experiencia y por fin nos hemos quitado la espinita. Pero no repetiremos.
En la mayoría de destinos hay poco que ver allí mismo y si contratas las excursiones (por ejemplo la de Katakolon que te lleva a Olimpia) la cosa se pone en unos 1.200 $ adicionales (cuatro días para tres personas). Si te vas por tu cuenta a los sitios de interés (Éfeso, Delos, Olimpia) te arriesgas a que si calculas mal, coges atasco, no encuentras transporte, o te surge algún percance te dejan en tierra: esto lo dejan claro el primer día, quien no está en el barco a la hora del embarque (que suele ser a las 16:00 ó 16:30) se queda en tierra, y es cosa suya conseguir billetes de avión para tomarlo en el siguiente destino.
Total, en mi opinión si lo que uno quiere es hacer turismo lo mejor es ir a un hotel o similar para no tener agobio con la hora. Si uno quiere estar en un jacuzzi, una piscina o ver un espectáculo aquí mismo en Madrid los hay mejores, sin tanta aglomeración y sale muuuucho más barato. Y si uno lo que quiere estar tumbado todo el día a la bartola en una hamaca con un mojito en la mano en un lugar paradisíaco lo mejor es ir a un lugar tipo la Riviera Maya (nosotros fuimos en 2002). A esto del crucero no le hemos visto ninguna ventaja.

Ya estamos pensando en nuestro próximo destino, de momento estamos entre viajar una semana a Tokio, volver a Orlando con sus maravillosos parques temáticos o hacer un viaje con coche de alquiler por Escocia.

16 comentarios:

Nuria Quijano dijo...

Hola Julia, que bien lo explicas siempre todo, yo he realizado dos cruceros, el primero por Italia, Malta y Túnez hace 11 años y no recuerdo la naviera pero todas las excursiones las hicimos por nuestra cuenta exceptuando la de Túnez y lo cierto es que fuimos a todos los lugares en los que paró sin problema, supongo que dependerá del itinerario del crucero.
El segundo fue el año pasado a finales de septiembre, salía de Barcelona y llegaba a Southampton (Londres) la naviera era Norwegian Cruise Lan y el barco el Epic, fui con mis hijos de 10 y 8 años y fue genial es enorme, con toboganes, rocodromo...y la zona donde se pueden quedar los niños enorme y divertidisima y aunque había mucha gente siempre había sitio, además dadas las fechas el camarote exterior nos salió por 1300€ (Avión a parte)a los 3, y otra cosa para mí importante, las propinas en esta naviera no son obligatorias, que quieras o no se va un dineral.

Supertartas caseras dijo...

Lo de Escocialo hicimos nosotros y no te lo recomiendo.Haymiles de destinos mas chulos y atrayentes. Es bonito pero muy monótono todo....
Nosotros nos vamos a decantar tambien por Japon el año que viene!!!

Myriam Andaluz dijo...

Yo opino como tú, no le veo mucha gracia a esto de los cruceros, aunque el mío fue peor aún porque era de iberocruceros, así que imagínate esas 2000 personas en una barquichuela la mitad que un royal caribbean... Horrible horrible!!!!
Sobre los viajes, Japón! Increíble, pero no sólo Tokio, sin duda hay que ir a Kioto!!

Virginia Martinez dijo...

Julia bienvenida:) una experiencia mas yo nunca he hecho cruceros como tal por que nunca me llamaron la atenciono pero leer tu viaje al detalle aun menos...recuérdame que te cuente me viaje por el nilo:)
Muchas ganas de veros a los dos y continuar los cursitos��������

Khaleesy dijo...

Hola Julia. Nosotros estuvimos dos veces de crucero. La primera vez fue en el 2002 en Octubre para nuestra luna de miel y fue todo sensacional. No había tantísima gente como en el siguiente que fuimos en verano. No encontrabamos ni sitio para poner la bandeja del buffet, la piscina y los jacuzzis ni tocarlos (en nuestra luna de miel varias veces)...en fin. Volvería a un crucero, pero nunca en verano. Que agobio...

Khaleesy dijo...

Hola Julia. Nosotros estuvimos dos veces de crucero. La primera vez fue en el 2002 en Octubre para nuestra luna de miel y fue todo sensacional. No había tantísima gente como en el siguiente que fuimos en verano. No encontrabamos ni sitio para poner la bandeja del buffet, la piscina y los jacuzzis ni tocarlos (en nuestra luna de miel varias veces)...en fin. Volvería a un crucero, pero nunca en verano. Que agobio...

Hélène Colinet dijo...

Hola Julia!
gracias por contarnos la experiencia con toda honestidad. Quería regalar a mis suegros un viaje de estos y veo que no es lo mejor para la gente que le gusta estar a su aire y mas relajados.
Por lo del proximo viaje, id en Escocia si o si. Viví un año allí y pensamos también ir en Pascua 2017 a enseñar a los niños dónde vivía y visitar algunos antiguos amigos. Es una pasada!
un beso a los 3

carmen martin cuesta dijo...

Nosotros fuimos en julio con Royal Caribean. Nos invitaron mis padres que llevan 9 cruceros con diferentes compañías. Fuimos en el Jewels of the seas.A parte de la pantalla de cine en la piscina había un cine en el interior. Pedimos la cena a las 9 antes de contratarlo y no tuvimos problemas. Entre todas las compañías la que más les ha gustado ha sido el royal tanto en comida como en trato y actividades. No pudimos atracar en Mikonos por el fuerte oleaje y el viento.

carmen martin cuesta dijo...

Nosotros fuimos en julio con Royal Caribean. Nos invitaron mis padres que llevan 9 cruceros con diferentes compañías. Fuimos en el Jewels of the seas.A parte de la pantalla de cine en la piscina había un cine en el interior. Pedimos la cena a las 9 antes de contratarlo y no tuvimos problemas. Entre todas las compañías la que más les ha gustado ha sido el royal tanto en comida como en trato y actividades. No pudimos atracar en Mikonos por el fuerte oleaje y el viento.

Daniella Gonzalez Santana dijo...

Mi experiencia el año pasado en este mismo barco fue diferente..nosotros pudimos reservar las cenas a las 9 antes de comenzar el crucero, no pagamos ninguna excursión, pero por ejemplo en Dubrovnik tomamos una barca y fuimos a una islita cercana que la playa era un paraiso... nosotros paramos en Santorini en lugar de Mykonos pero alquilamos un coche y recorrimos la isla. .. en Kusadasi después de visitar la casa de la Virgen,fuimos a la playa en autobús y luego hicimos unas compras excelentes... en Katakolom no vimos mucho, pero aprovechamos el día en el barco... fue en esta misma fecha el año pasado, siempre encontramos tumbonas y la piscina para nada abarrotada.. no se si será que el crucero no estaba del todo lleno. Pero nuestra experiencia fue genial!....

Beatriz Alvarez Vera dijo...

Bien venidos!!! Yo sólo he hecho un viaje en crucero, finales de Octubre, con Pullmantur, el horario de cena lo pedimos con el contrato del viaje, el barco no era muy nuevo pero muy bien conservado, el buffet bueno, aunque apenas pescado, como no era.tiempo de.piscina, en ningún momento vivimos agobiados, salvo una cena griega que era buffet en el restaurante y la gente un desastre, cogiendo el queso feta, sin mirar si dejaban, las berenjenas volaban....no me gustó. La cena de gala, lo que tú dices, todos arreglados, unos más y otros menos. Los camareros en español y sin problemas. La única excursión que contratamos fue en Katacolon, vimos Olímpica y nuestra guía un encanto, fue un día precioso y nos encantó.En Split, Croacia, está al lado del puerto las ruinas de Diocleciano, precioso, una cervecita en una terraza del puerto y gente encantadora. Es verdad que si quieres hacer turismo y no te has apuntado a las excursiones es algo agobiante pensar en llegar a tiempo al barco, tuvimos dos días al regreso de mala mar hasta Málaga, pero me leí un libro en el viaje que fue en plan relax, con tres matrimonios más y mi hijo mayor con dos amigos, que ellos si aprovecharon la discoteca y se.lo pasaron genial. Mi marido que le gusta la fotografía y ver "piedras" no quiere repetir, pero a mí sí me gustó.Por experiencia en cruceros, unos amigos han hecho varios por el mediterráneo, pero no les gusta en verano, hicieron el de los Fiordos y comentan que el barco de lujo y una maravilla todo el viaje.El viajar es maravilloso, pero depende luego de la experiencia de cada uno, que aveces no salen como uno se imagina.

Beatriz Alvarez Vera dijo...

Bien venidos!!! Yo sólo he hecho un viaje en crucero, finales de Octubre, con Pullmantur, el horario de cena lo pedimos con el contrato del viaje, el barco no era muy nuevo pero muy bien conservado, el buffet bueno, aunque apenas pescado, como no era.tiempo de.piscina, en ningún momento vivimos agobiados, salvo una cena griega que era buffet en el restaurante y la gente un desastre, cogiendo el queso feta, sin mirar si dejaban, las berenjenas volaban....no me gustó. La cena de gala, lo que tú dices, todos arreglados, unos más y otros menos. Los camareros en español y sin problemas. La única excursión que contratamos fue en Katacolon, vimos Olímpica y nuestra guía un encanto, fue un día precioso y nos encantó.En Split, Croacia, está al lado del puerto las ruinas de Diocleciano, precioso, una cervecita en una terraza del puerto y gente encantadora. Es verdad que si quieres hacer turismo y no te has apuntado a las excursiones es algo agobiante pensar en llegar a tiempo al barco, tuvimos dos días al regreso de mala mar hasta Málaga, pero me leí un libro en el viaje que fue en plan relax, con tres matrimonios más y mi hijo mayor con dos amigos, que ellos si aprovecharon la discoteca y se.lo pasaron genial. Mi marido que le gusta la fotografía y ver "piedras" no quiere repetir, pero a mí sí me gustó.Por experiencia en cruceros, unos amigos han hecho varios por el mediterráneo, pero no les gusta en verano, hicieron el de los Fiordos y comentan que el barco de lujo y una maravilla todo el viaje.El viajar es maravilloso, pero depende luego de la experiencia de cada uno, que aveces no salen como uno se imagina.

Beatriz Alvarez Vera dijo...

Bien venidos!!! Yo sólo he hecho un viaje en crucero, finales de Octubre, con Pullmantur, el horario de cena lo pedimos con el contrato del viaje, el barco no era muy nuevo pero muy bien conservado, el buffet bueno, aunque apenas pescado, como no era.tiempo de.piscina, en ningún momento vivimos agobiados, salvo una cena griega que era buffet en el restaurante y la gente un desastre, cogiendo el queso feta, sin mirar si dejaban, las berenjenas volaban....no me gustó. La cena de gala, lo que tú dices, todos arreglados, unos más y otros menos. Los camareros en español y sin problemas. La única excursión que contratamos fue en Katacolon, vimos Olímpica y nuestra guía un encanto, fue un día precioso y nos encantó.En Split, Croacia, está al lado del puerto las ruinas de Diocleciano, precioso, una cervecita en una terraza del puerto y gente encantadora. Es verdad que si quieres hacer turismo y no te has apuntado a las excursiones es algo agobiante pensar en llegar a tiempo al barco, tuvimos dos días al regreso de mala mar hasta Málaga, pero me leí un libro en el viaje que fue en plan relax, con tres matrimonios más y mi hijo mayor con dos amigos, que ellos si aprovecharon la discoteca y se.lo pasaron genial. Mi marido que le gusta la fotografía y ver "piedras" no quiere repetir, pero a mí sí me gustó.Por experiencia en cruceros, unos amigos han hecho varios por el mediterráneo, pero no les gusta en verano, hicieron el de los Fiordos y comentan que el barco de lujo y una maravilla todo el viaje.El viajar es maravilloso, pero depende luego de la experiencia de cada uno, que aveces no salen como uno se imagina.

M. Carmen Cruz dijo...

Nosotros hicimos un crucero el año pasado por el Caribe con una niña de 2 años. Nos gustó a medias. A medias porque tienes poco tiempo para descubrir los sitios de las escalas. Pero por otro lado es una buena forma de conocer determinados sitios que de otra manera sería muy difícil o costoso. Por ejemplo, pudimos ver algunas islas del Caribe cuyos precios de los vuelos suelen ser caros desde España.
Nosotros hicimos las visitas por libre. Si es cierto que te arriesgas a quedarte en tierra, pero en el destino siempre hay muchos taxis y empresas de excursiones que están más que habituados a tratar con cruceristas y saben los tiempos que se precisan. Es mucho más barato que contratarlo con la naviera.
OTra ventaja que vimos es que para ir con niños es muy cómodo, suele haber muchas atracciones para ellos en los barcos.
Saludos

Conchita Gonzalez dijo...

Hola Julia!
No sabes el buen rato que me has hecho pasar al leer vuestras peripecias en el crucero! para al final , llegar a la misma conclusión que llegué yo, cuando hice el de Egipto, y eso que allí no queda más remedio, pero la verdad es que no hay nada como ir por tu cuenta y vosotros ya sois viajeros, así que después de quitaros las ganas de probar, ahora ya podeis ir a cualquier parte, jajaja!
He visto los destinos que barajais, yo me voy en octubre a Japon con una amiga. Encontramos un vuelo superbien de precio en skyscanner (lo cogimos para enero y nos vamos ahora en octubre) y nos ha salido por 407 euros, que está genial, luego el JRpass y los hoteles son bastante asequibles y en cuanto a la comida, a nosotras nos encanta el sushi, las tempuras.... enfin, que si os animais, os dejo el enlace de los que mas saben de Japon.
http://japonismo.com/
Despues de leerlos, seguro que picas, jajaja!.Muchos bss a los tres, desde Zaragoza.

Gemma Ramos dijo...

Hola Julia, qué bien explicado todo, me he enganchado hasta el final! Yo te digo que en mi luna de miel combinamos NY con crucero por el Caribe y nos encantó. También es otro rollo, era un MSC inmenso y había sitio para disfrutar todos de todo (aunque lo de las toallas en las hamacas guardando el sitio ocurre como en todas partes). Nosotros íbamos con TI y en las paradas daba tiempo a hacer sus excursiones sin problema (Jamaica, Bahamas, Islas Caimán, Cozumel -aquí nos tuvieron que esperar porque llegó la lancha tarde pero al ser de las suyas sí te esperan...-). Vimos playas y lugares preciosos, cogimos animales exóticos -caimanes, tortugas- y lo disfrutamos un montón. A nosotros tampoco nos preguntaron turno de cena pero afortunadamente nos pusieron en el segundo, no sé si por ser españoles, deberían tenerlo en cuenta... El personal, la mayoría filipino, era encantador. Creo que para destinos europeos es menos recomendable el crucero... De todos modos una experiencia más!